6 de enero de 2013: El último viaje del reportero

13 Feb

PRVOL_ENRIQUE MENESES_130213_SUSANASOLER IMAG1296

Así rezaba la acreditación que le dio Salinger, entonces secretario de prensa de la Casa Blanca nombrado por  Kennedy. No así exactamente, con otra fecha, la de otro viaje, “22 de noviembre de 1963: el viaje del presidente”. Estados Unidos, entre Dallas, Washington y la Mona Lisa, se encogía entorno a  un sólo hombre. Ahora, en España, es el periodismo el que se encoge frente a un maestro…

Enrique Meneses (Madrid 1929- Íbidem 2013).

Enrique-Meneses-para-Jot-Down-21

Su padre, periodista, quiso hacer de él un diplomático, pero Meneses, nacido en la redacción de aquel Cosmópolis que su padre recuperara de Rubén Darío, quiso ser fiel a su destino. Abandonó cuarto de Derecho en Salamanca y se embarcó en la nueva aventura, una aventura llamada África. A tan sólo 14 kilómetros-decía- de España, aún no entendía, en sus últimos años de vida, cómo los jóvenes españoles no se sentían interesados por el continente salvaje; cómo no daban el salto, motivados por la necesidad de explorarlo. Vivir en un barco en el Nilo, inglés, francés, profesor, doblador de documentales… África.

14Africa-3_Enrique-Meneses

Ya entonces cargaba con una cámara Olympus 1954 -regalo de su madre- testigo de las gentes, los lugares, las reuniones en el bar, los amigos y las bromas, como aquella que le llevó a hacer un viaje increíble por un flechazo de su compañero, Jaime Bailén. Decía que los españoles escribían peor que los ingleses, pero hacían buenas fotografías. Otras peripecias sentimentales, esta vez propias, le llevarían a dar otro salto, el del charco hasta La Habana en 1957.

Tiene 28 años y trabaja para la revista París Match. Viaja detrás de “la revolucioncita”, primero en Land Rover, luego en mula y Enrique-Meneses-Castro-Sierra-Maestra_EDIIMA20130107_0038_4finalmente a pie, donde las botas de un hombre se cruzan en su trayectoria visual hacia el suelo mientras recupera, agachado, el aliento: “Soy Fidel Castro”.

Vuelve a España y un joven Don Juan Carlos, llamado a ser el sucesor de Franco, le reclama a su lado para que le narre las historias de Sierra Maestra. Son los 60, Martínez Campos, el futuro rey silba a una mujer ‘muy atractiva’, Madrid.

De nuevo en América, polarizada entre Malcom X y Martin Luther King. Es el 28 de agosto de 1963 y 200.000 personas se concentran frente al Lincoln Memorial en Washington. Luther Kin tiene un sueño, y Bob Dylan una canción con la que amenizó la noche en aquel espacio en el que Meneses no consiguió dormir.

Hollywood hace acto de presencia y el reportero charla con Charlton Heston sobre la espada del Cid que lleva de alfiler en su corbata, “es un regalo de Toledo del equipo de rodaje en España”. Vivian Malone entra en la universidad, segregacionismo, Tuscaloosa, también estuvo allí.

340px-Vivian_Malone_registering

Salvador Dalí lo predijo y Meneses lo vivió. El arte salía de París y se instalaba en Manhattan. Cassius Clay recitaba versos en ‘Take 3’  y los crecientes medios de comunicación se hacían eco del talento que emanaba de la gran manzana. Y así, entre entrevistas a Hussein, brujas, libros, fotografías y viajes, vuelve a casa con un proyecto cultural y crítico para el país. Cosmópolis, redacción en la que esta vez ‘nace su hija’ -también periodista, cómo no-, reportajes, censura, guiones radiofónicos…

hasta-aqui-hemos-llegado

El aventurero incansable no puede estar mucho tiempo quieto y vuelve a la acción en Sarajevo, 1993; pero ya es un veterano y se sienteun poco”fuera de la tribu”. Entra en la red, abre un blog, y dos y tres. Sigue escribiendo sobre África, además de sus memorias después de más de 50 años en la profesión. “Hasta aquí hemos llegado, pero no he contado ni la mitad de una vida entregada al periodismo, del que decía a sus estudiantes que se sustentaba de un “70 por ciento de paciencia, un 20 por ciento de profesionalidad y un 10 por ciento de potra”.

Y así despedimos a un mentor, un referente, un periodista. Una de las personas que vivió viajando, y viajó viviendo. Uno de los pilares del periodismo en democracia de nuesto país, un continente de los principios y la base de la profesión. Un maestro. Siempre recordará aquella imagen de Churchill de espaldas, pintando, al que se reconocía sin dificultad. A Enrique Meneses también le reconoceremos por la fotografía, por la letra, por la firma, porque “es lo que sucede con las grandes personalidades…”

Enrique Meneses

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

PRODUCCIÓN PERIODÍSTICA

BLOG DOCENTE / GRUPO 26 / 2012-2013

Empresa & Gobierno

Administracion y Gobierno de Empresa

Producción UMH Grupo 18

Producción Periodística 10-11 18

Eurogaceta

Pensamiento, Universidad y Red

Producción Periodística

Blog docente UMH Grupo 28 2012/2013

Félix Arias Robles

Félix Arias Robles

The WordPress.com Blog

The latest news on WordPress.com and the WordPress community.

A %d blogueros les gusta esto: